El pasado 2 de febrero, se publicó en el Diario Oficial la Ley N° 21.133 que modifica el Decreto Ley 3.500 que establece el sistema de pensiones, la Ley N° 20.255 que establece la reforma previsional y la Ley de Impuesto a la Renta, entre otras.

Respecto de este ultimo punto, la principal novedad es el aumento de la tasa de retención provisional (PPM) que deberán realizar las empresas por servicios pagados a trabajadores independientes y/o a quienes ejercen profesionales liberales u otro tipo de ocupaciones lucrativas, de un 10% a un 17%.

Conforme a la nueva ley, el incremento de la tasa antes señalada será gradual, al incrementar en un 0,75% por año a contar del 1 de enero del año 2020 y en un 1% el año 2028, alcanzando así el total de 17%.

La primera retención que deban realizar las empresas bajo la nueva ley, será la que corresponda a los servicios prestados en el mes de enero de 2020.

Desde la perspectiva de los trabajadores independientes, la ley aclara que cuando opten por deducir como gastos presuntos el 30% de sus ingresos brutos anuales, de acuerdo al inciso final del artículo 50 de la LIR, no podrán deducir el monto de las cotizaciones previsionales como gasto necesario para producir la renta.

Ver texto completo de la Ley