NORMAS DE INTERPRETACIÓN TRIBUTARIA  – Art. 4 del Código Tributario

El mensaje del Proyecto de Modernización Tributaria señala que sin perjuico de las materias que la normativa regule de manera específica, la interpretación y aplicación de las disposiciones tributarias, de los actos jurídicos y de los contratos, deberá considerar las normas del derecho común, incluyendo criterios interpretativos y principios generales de derecho.

Lo anterior en la línea de no dar espacio a una interpretación ajena, desvinculada de los principios generales del derecho, salvo en aquellos casos en que el legislador tributario haya establecido normas especiales y específicas o definiciones que son exclusivamente aplicables a materias tributarias. Esto tiene por finalidad evitar que por la vía de la interpretación (sea de una autoridad administrativa o bien judicial), se establezcan  hechos gravados no establecidos por la Ley de forma específica.

Se establece el “silencio positivo”, que implica considerar a una determinada solicitud como aceptada, en caso de vencimiento del plazo otorgado al SII para resolverla, salvo norma en contrario.

Además, se incorpora un recurso administrativo en el caso que exista una vulneración de los derechos de un contribuyente, en la forma de una “queja administrativa” ya sea ante el Director Regional, la Defensoría del Contribuyente o incluso ante el Juez Tributario y Aduanero.